El tarifario es el opio de los diseñadores

Irene 13 Mar 2006 6 comentarios

Si cuando salimos de la facultad nuestro mayor deseo es ponernos a ‘crear’, encontrar inspiración y volcar nuestro ‘arte’ sin mayores limitaciones, ante el primer presupuesto el mundo se nos viene abajo.
«¿Cuánto cobro?» «¿Habrá en algún lado una tabla que me diga cuánto cobrar?» Personalmente encuentro que los tarifarios no contemplan las diferencias desde las cuales cada diseñador trabaja ni tampoco las diferencias que cada proyecto implica.
Por ejemplo, si un diseñador considera que para un proyecto particular puede utilizar tipografías gratuitas y otro le ofrece al cliente diseñarlas él mismo, el valor sería otro (el valor como costo y el valor del producto terminado).
Parte del trabajo del diseñador es evaluar y generar un análisis de las necesidades de cada caso. Por lo tanto, una tabla con todas las variantes posibles sería tan complejo de hacer como de leer e interpretar y por lo tanto es una tarea impracticable. Existen tablas, pero reducen las variables a un punto absurdo. Les recomiendo no utilizarlas y en cambio, tomar como parte del aprendizaje de la práctica-en-el-mundo-real, la adaptación de los sistemas existentes a nuestras propias maneras de trabajar.

Uno de estos sistemas lo presenta Jorge Piazza en el último Newsletter de la udgba. Allí hace un análisis del contexto en el que se desenvuelve el diseñador y nos acerca su fórmula que se basa en el cálculo del Punto de equilibrio, tomando como referencia los valores de gestión externa, relacionados con el cliente y el proyecto en particular, y los de gestión interna, que tienen que ver con el funcionamiento de nuestro estudio (que puede ser, claro, unipersonal).

¿Pero dónde radica la tangibilidad del precio de un desarrollo de diseño? El diseñador vende soluciones. Estas soluciones lo convierten en una empresa de servicios y su servicio está medido por el tiempo y la estructura dedicada a tal fin. Esa estructura y ese tiempo aplicado sólo tienen razón de ser si el estudio está concebido como un negocio, lo cual significa pensarlo como empresa. Por más elemental que parezca el hecho de que dedicamos tiempo y estructura a armar un negocio, esto se suele contraponer a una característica muy propia del diseñador, que es la pasión. Uno de los mayores impedimentos para que un diseñador conciba su actividad como un negocio es su propia pasión por el diseño. Pasión que no debe desaparecer, pero que no puede traspasar los límites, atentando contra lo que es un negocio bien entendido.

6 comentarios

  • diego says:

    «¿Habrá en algún lado una tabla que me diga cuánto cobrar?»

    Hay parametros, nada mas, lo que Piazza escribe me parece mas de lo mismo, no descubre nada nuevo. Seguimos dando vueltas en circulos, a mi me parece evidente que los tarifarios no analizan variables, ni es su función, mas bien, brindan parametros de arranque, las variables deben ser analizadas por cada uno a la hora de presupuestar. Realmente me parece absurdo este post y que con tu experiencia no te des cuenta de eso.

  • Irene says:

    No, no descubre nada nuevo, pero es uno de los métodos claros que hay.
    Los tarifarios te dan un número con el que te quedás tranquilo, hasta que, por ejemplo, se te rompe el monitor y te das cuenta que no lo podés pagar y ahi hace crisis la falta de sistema.
    Quizá no lo leiste detenidamente. Yo coincido con vos en que cada uno tiene que analizar sus propias variables, pero hay personas que no tienen ni idea de como empezar y este es un buen punto de partida.

  • vaya, diego, no suelo comentar este blog que es de los que MÁS leo, pero no creo que puedas decirle a Irene que sus post son “absurdos” porque SIEMPRE lo hace con cariño, y debemos leerlos detenidamente porque seguro que el motivo por el que lo escribe es interesantísimo.
    saludos a todos y enhorabuena, irene
    alex

  • saludos desde costa rica!
    el tarifario creo que genera parametros necesarios a la hora de cobrar nuestro trabajo, definitivamente hay que valorar muchas cosas a la hora de ponernos precio, y a nuestros trabajos creativos. es importante tomar en cuenta nuestra experiencia, nuestro nombre y reputación cuando cobramos.
    el punto aquí es que lo que cobremos debe de ser lo que consideramos nos hemos ganado, lo que valemos. en mi pais hay un problema con la prostitucion de los diseñadores, cobran por un trabajo una miseria, y los clientes está mas felices porque pagan menos por algo que uno cobra lo justo, en fin, yo soy de los de la teoría de uqe si alguien no me paga lo que valgo, mejor no le trabajo, me muero de hambre antes de “bajrme los pantalones” (como decimos aqu´a perder el orgullo.)

  • Patricia Wayar says:

    hola a todos, me parece muy importante para alguien que está empezando la práctica del diseño en la realidad tener al menos una idea de los costos para un trabajo de diseño. Por supuesto que el tiempo y la experiencia que adquieras en el caminar diseñando te daran los elementos para decidir cuánto puede costarle a un cliente un trabajo. Pero para el que recien empieza es de gran ayuda. Luego el mismo quehacer te exigirá de vos la búsqueda de estructuras mas sólidas, muy buen ejemplo es el libro de Jorge Piazza. Este ejemplar resultó realmente esclarecedor en cuánto a la cantidad de variables que debemos considerar a la hora de presupuestar nuestros trabajos. Queda en cada uno indagar y profundizar lo que consideremos necesario y suficiente para montar nuestro círculo de posibilidades.
    saludos a todos.

  • Graciela Izus says:

    Una consulta (tal vez no sea para esta sección, pero no sé con qué post relacionarlo)
    Casi todas las notas hacen referencia a cómo cobrar y/o presupuestar, considerándonos como diseñadores independientes.
    Irene, tenés en este weblog alguna info de parámetros de sueldos actuales estimativos para diseñador en relación de dependecia?
    Estoy buscando empleo, tengo varios años de experiencia, y me encuentro con que los sueldos que están ofreciendo son demasiado bajos. Estaré confundida yo? Seré muy ambiciosa? jaja
    Yo sé que el tema es muy relativo, pero si alguien tiene datos que puedan ayudar a hacer un análisis, por favor, me gustaría que los pasaran.
    Muchas gracias y el blos es muy útil!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *