Súbete a mi moto

Irene 17 Nov 2004 3 comentarios

¿Podría ser más legible a altas velocidades una tipografía que resulta prácticamente ilegible al verla desde una situación estática?

Duopixel rescata en su post Tipografías para autopistas dos propuestas diferentes: la ClearViewHwy y la Euroface.

La ClearViewHwy se propone como una mejora a la utilizada en EE.UU. actualmente, Highway Gothic. Hay versiones anteriores de ClearViewHwy en uso en algunos estados de EE.UU. y en Israel.

Highway Gothic

ClearViewHwy
ClearViewHwy 6-W

La Euroface es a primera vista una tipografía experimental con escasa legibilidad pero, según el artículo de typotheque.com [inglés], es un 42% más legible que la Helvética a velocidades entre 80 y 120 km/h. Según este artículo fue testeada en laboratorio y en una ruta de pruebas.

Euroface

Según el siguiente gráfico, el rendimiento de Euroface mejora al pisar el acelerador.
La escala utiliza como referencia un sistema nuevo de medición llamado International Standard Recognition Unit (ISRU), en el cual 5.5 ISRU es el record de legibilidad.

Euroface - gráfico de rendimiento

Tanta novedad da para sospechar y haciendo la búsqueda del sistema ISRU en Google no se encuentra información fuera de esta nota. Esto claro que no es prueba de nada, no todo está indexado en Google ni todo el universo tiene un sitio en internet.
Podría ser una gran burla o bien ser un novedoso diseño. Pero en cualquiera de los dos casos nos recuerda que para cada medio puede haber una mejor solución que aplicar ciegamente lo que funciona bien en otros medios. Recuerdo el caso de la Arial vs. Helvética para pantalla.

Etiquetas:

3 comentarios

  • Arturo says:

    Amen del muy interesante post… me hiciste tronar de risa con el título del post, inevitablemente me trajo a la mente a Menudo y sus playeras de rayas 😉 jajajajajaja

  • Iris says:

    Siempre me deprimió la ciencia ficción porque me adelanta un triste futuro en que todo es igual para que nada cambie. Quien haya leido Farenheit recordarán este fragmento, donde Clarisse (la subversiva) habla de sí misma y su sociedad:
    -Casi nunca miro la televisión mural, ni voy a las carreras, ni a los parques de diversiones. Me sobra tiempo para pensar cosas raras. ¿Ha visto esos anuncios de ciento cincuenta metros a la entrada de la ciudad? ¿Sabe que antes eran sólo de quince metros? Pero los coches comenzaron a pasar tan rápidamente que tuvieron que alargar los anuncios para que no se acabasen demasiado pronto.

    Saludos

  • Diego says:

    Pero.. yo nunca vi anuncios paralelos a las vias rapidas.. o estan en forma perpendicular, o con una cierta inclinacion.. No entiendo para que tanto embrollo! si uno lo ve de frente al cartel!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *